miércoles 17

Nace StarLife: una infraestructura informática para la investigación biomédica

Posteado por "la Caixa" el 17/04/2019

El Centro de Supercomputación de Barcelona (BSC) y dos importantes centros de investigación biomédica, el Centro de Regulación Genómica (CRG) y el Instituto de Investigación en Biomedicina (IRB Barcelona), se han unido para lanzar StarLife, una nueva infraestructura informática muy avanzada. Esta iniciativa ha sido posible gracias a la financiación pública y privada conjunta de la Generalitat de Cataluña, “la Caixa” y el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER).

Los tres centros comenzaron a colaborar en 2014, cuando se estableció el Programa Conjunto de Biología Computacional, que permite el uso compartido de equipos informáticos para la investigación biológica. Con el lanzamiento de StarLife, que incorpora las técnicas de computación más avanzadas, los centros esperan marcar una nueva era en el avance de su investigación.

Específicamente, la infraestructura de StarLife se usará para analizar datos a escalas sin precedentes, a fin de investigar y desarrollar una comprensión más profunda de la estructura molecular del ADN y la genómica del cáncer. El objetivo es avanzar hacia una medicina de precisión altamente eficiente y personalizada.

Según Francesc Posas, el director de IRB Barcelona, ​​este nuevo clúster computacional representa "un antes y un después en nuestra investigación y consolida a los centros que lo hemos impulsado como referentes mundiales en el campo de la biomedicina."

Luis Serrano, el director de CRG, señaló que el sistema informático, que se encuentra en el BSC, tiene el potencial de abrir más líneas de colaboración internacional. Es una infraestructura que prestará servicio a investigadores de todo el mundo a través del Archivo Europeo de Genomas y Fenomas (EGA), el principal centro mundial de custodia y distribución de datos genómicos y médicos sobre enfermedades humanas.”

StarLife tiene un poder de cálculo de 132.8 Teraflops (133 billones de operaciones por segundo), una capacidad de almacenamiento de 9.5 Petabytes (10 millones de Gigabytes) y una memoria central (RAM) de 9.1 Terabytes (9.100 Gigabytes). Como señaló Jaume Giró, director general de "la Caixa", “puede guardar el mismo volumen de información que cabría en una librería de 43 estantes extendida a lo largo de toda la red ferroviaria de España.”

La arquitectura de StarLife lo hace altamente especializado y adaptable a las necesidades cambiantes de la investigación biomédica, un hecho que podría marcar un importante paso adelante en muchos ámbitos de la salud pública.

Compartir

4

Categoría:

Post Relacionado:

NewsLetters
El-artico-se-rompe

CosmoCaixa, donde la ciencia se convierte en experiencia

con la colaboración de

Associació Catalana de Comunicació Científica