miércoles 05

El dolor crónico infantil es un problema muy extendido e infratratado

Posteado por Obra Social el 05/04/2017 en | 0 comentarios

Post del Dr. Jordi Miró, director de la Cátedra de Dolor Infantil URV – Fundación Grünenthal, Unidad para el Estudio y Tratamiento del Dolor – ALGOS, Universitat Rovira i Virgili.

Imagen del ciclo de conferencias «El futuro de la medicina» en el que se habla sobre dolor crónico infantil. Fuente: Obra Social "la Caixa".

La experiencia de dolor forma parte de un complejo sistema de protección del organismo. En general, es un aviso bastante preciso de que algo no funciona adecuadamente en nuestro cuerpo; una señal de alerta y, como tal, imprescindible para la supervivencia de la especie. En ocasiones, sin embargo, el sistema no funciona adecuadamente y el dolor se mantiene a pesar de que el daño que lo ocasionó en primera instancia se haya resuelto satisfactoriamente. Este dolor crónico no tiene ningún valor. Peor aún, interfiere negativamente en la calidad de vida de las personas y a veces de forma muy significativa.

Los estudios epidemiológicos disponibles no dejan margen para la duda: el dolor crónico es un problema de salud pública, particularmente grave en la población más joven. Es más, por lo que parece, los índices actuales llegan a duplicar o triplicar, en ocasiones y según las franjas de edad, los niveles existentes hace cuarenta años.

Fuente: Obra Social "la Caixa" // Ciclo «El futuro de la medicina. 3 avances significativos en investigación biomédica»

La mayoría de las veces el dolor no es el único problema de estos niños y sus familias. Acaso lo peor sea el impacto de este en todas y cada una de las áreas en la vida del niño. En efecto, el dolor crónico afecta significativamente el estado de salud general de los jóvenes, provoca restricciones importantes en sus actividades habituales, problemas de sueño, malestar psicológico, deterioro de su red social y de apoyo y absentismo escolar y laboral así como perjuicios en su rendimiento académico y profesional. Cuidar a un joven con dolor crónico tiene también un impacto para la familia: padres y hermanos informan de sentimientos de carga y de malestar psicológico, así como de limitaciones en el funcionamiento social. Además del impacto psicológico y social, el dolor crónico se convierte en un problema económico grave para la familia, y también para la sociedad.

La escasez de profesionales bien formados para atender las necesidades de esta población es un problema generalizado, aunque particularmente acuciante en nuestro país. Sin la formación adecuada es muy difícil que los avances en la evaluación y el tratamiento del dolor crónico en los más jóvenes se consoliden entre nosotros. En España, por ejemplo, no existen unidades multidisciplinares para su tratamiento, como sí existen para los adultos. Y esto ocurre mientras que las evidencias disponibles indican que un dolor mal resuelto en edades tempranas es un factor de riesgo de dolor crónico y discapacidad en edades más avanzadas.

Si el control del dolor es en verdad un derecho humano, parece que en el caso de la población infantil y juvenil este derecho no se estaría respetando. El avance y la mejora de la atención a los niños con dolor crónico (y a sus familias) pasan, entre otras cosas, por impulsar la investigación. Y, de su mano, identificar qué tratamientos son más adecuados para cada caso.

A tenor de los datos disponibles cabe considerar que el dolor crónico infantil es un problema muy extendido, relativamente poco investigado y a menudo infratratado, al que clínicos, investigadores, gestores sanitarios y la sociedad en general, deberíamos procurar mayor atención e interés.

En la charla «Dolor crónico en niños y jóvenes. ¿Mito o realidad?», que tuvo lugar en CosmoCaixa Barcelona el pasado 30 de marzo, hablamos sobre qué es el dolor crónico, cómo afecta a los más jóvenes y qué alternativas hay para su tratamiento. Se resaltó cómo las nuevas tecnologías nos pueden ayudar a mejorar la calidad de vida de los jóvenes con dolor crónico.

Más información

Dolor Infantil URV – Fundación Grünenthal

Unidad para el Estudio y Tratamiento del Dolor – ALGOS, Universitat Rovira i Virgili

El futuro de la medicina. 3 avances significativos en investigación biomédica

Compartir

9

Categoría:

Archivo: 2017 2017 » Abril

Post Relacionado:

NewsLetters
El-artico-se-rompe

CosmoCaixa, donde la ciencia se convierte en experiencia

con la colaboración de

Associació Catalana de Comunicació Científica