miércoles 25

La sostenibilidad y el crecimiento económico son compatibles

Posteado por Test BlogsFLC el 25/11/2015 en | 0 comentarios

Post de Raül Toran, vicepresidente de la ACCC.

En la sesión «Innovación responsable: un paradigma nuevo en el Horizonte 2020», impartida por Jeroen van den Hoven, catedrático de Ética y Tecnología en la Universidad Tecnológica de Delft (TUDelft), en el marco del ciclo de conferencias CaixaImpulse Meetings organizado por CaixaImpulse, se presentó, a través de casos reales, la importancia de la innovación responsable para adaptarla a las necesidades y los valores de la sociedad y evitar los recelos de las nuevas tecnologías. 

Sobre los retos del siglo XXI destacan los recientemente aprobados diecisiete objetivos del desarrollo sostenible y es interesante analizar cómo la tecnología puede ayudar a cumplirlos. Por ejemplo, se puede mejorar el diseño de los contenedores, que viajan mayoritariamente vacíos, para poder llenarlos de forma eficiente y reducir la emisión de gases contaminantes. Esto se puede hacer por una razón meramente de sostenibilidad, pero también por economía.

Un momento de la presentación del profesor Jeroen van den Hoven. Fotografía: R. Toran.

De la «ciencia y sociedad» a la RRI

En Europa tenemos una gran responsabilidad con nuestros valores. Pero ¿podemos permitirnos ser morales en Europa y, al mismo tiempo, competir con China e India? ¿Es económicamente viable? El ponente afirmó que es posible ser moral y competitivo. En la coalición Crecimiento Sostenible de Holanda se está trabajando en la RRI y se están desarrollando proyectos importantes como el Fairphone, que tiene como objetivo crear un smartphone con requisitos éticos. Otro proyecto de innovación responsable sería la iniciativa Fish Elevator, que desarrolla estructuras en las barreras artificiales y naturales (tales como diques, esclusas y cascadas) para facilitar la migración natural de peces migratorios. Otros ejemplos destacados en innovación responsable son la producción de energía renovable a partir de las corrientes marinas, los proyectos para combatir a los mosquitos que transmiten la malaria y el desarrollo de la refrigeración de las vacunas en África con el fin de que no pierdan su eficacia.

Construyendo valores en la tecnología

Podemos basar y construir nuestros valores en la tecnología. Nuestra vida ha sido alterada por el desarrollo tecnológico: vivimos en ciudades inteligentes, internet está presente en ocio y trabajo y la domótica se está instalando en muchos hogares. Para basar nuestros valores en la tecnología se debe encontrar una concepción ética. Tenemos que expresar los valores, las normas, las leyes, los ideales y los principios e implementarlos en los sistemas, las infraestructuras y los materiales. 

¿Los valores nos pueden ayudar en nuestros dilemas morales?

La generación y el uso de gran cantidad de información digital, conocida como Big Data, es una gran oportunidad para las empresas y los ciudadanos pero también genera recelos por parte de la sociedad. Es el caso de la «electricidad inteligente» que provoca rechazo, porque pueden saber a qué hora estamos en casa y conocer de forma muy precisa qué estamos haciendo por nuestro consumo energético. En el cuidado de la salud, los registros electrónicos de pacientes también provocan suspicacias. La sostenibilidad y la seguridad son cruciales para la innovación sostenible. Es necesario encontrar el punto justo entre la privacidad y la seguridad. Este tipo de tecnología se denomina «tecnología respetuosa con la privacidad». 

Respecto a la sostenibilidad y el crecimiento económico, encontramos el caso de Alemania, que desde hace años lidera el mercado de energías renovables, lo que demuestra que ambos conceptos son compatibles. Por otra parte, la Visión Cero es un concepto potente: se busca un desarrollo empresarial con cero muertes y accidentes. «Por ejemplo, Volvo quiere evitar, mediante tecnología de sensores, accidentes en todo el coche. Quiere ofrecer un coche innovador y seguro. Sobre el caso Volkswagen: queremos coches innovadores, económicos y limpios, pero el consumidor no quiere mentiras. Si mientes, puedes perder la confianza en tu marca», expresó el ponente. Por otro lado, explicó una iniciativa sostenible desarrollada en Francia: los dispositivos de exclusión de tortugas, unos módulos que evitan las capturas de las tortugas por las redes de pesca. 

Valores como motor de la innovación

Se pueden resolver los grandes retos a través de la innovación y de los valores morales. «La gestión de los datos personales puede ser problemática, pero debe encontrarse una forma más democrática de gestionarlos y compartirlos. Se debe devolver esta información a la gente para que se pueda generar nuevo conocimiento a partir de estos datos. Pero ¿cómo podemos filtrar la información? El gobierno tiene responsabilidad sobre cómo las grandes empresas de tecnología pueden utilizar nuestra información digital», concluyó el profesor van den Hoven.

Más información

Handbook of Ethics, Values, and Technology Design

Compartir

14

Categoría:

Tema:

Post Relacionado:

NewsLetters
El-artico-se-rompe

CosmoCaixa, donde la ciencia se convierte en experiencia

con la colaboración de

Associació Catalana de Comunicació Científica