martes 26

El uso de cámaras portables permite conocer las fuentes de exposición a la contaminación atmosférica en la India

Posteado por Obra Social el 26/06/2018 en | 0 comentarios

Post de Cathryn Tonne, investigadora de ISGlobal y coordinadora del proyecto CHAI


Imagen: Hyderabad (India). Autor: ruffin_ready.

Hay muy poca evidencia científica disponible sobre la exposición a la contaminación del aire y la influencia de microambientes específicos en países de renta media y baja como la India. Para solucionar esta carencia, un equipo internacional liderado por el Instituto de Salud Global de Barcelona (ISGlobal), centro impulsado por la Fundación Bancaria ”la Caixa”, hemos utilizado una innovadora metodología en una zona periurbana del país, basada en cámaras portables en combinación por primera vez con monitores de medida de la contaminación del aire.

El estudio, publicado en la revista ‘Environment International’ y elaborado en el marco del Proyecto CHAI, coordinado por ISGlobal, se llevó a cabo con 45 personas que viven cerca de la ciudad de Hyderabad (India). Las mujeres y los hombres que participaron en el estudio llevaron monitores personales para medir la exposición a partículas finas (partículas suspendidas en el aire con diámetro inferior a 2,5 micras). Esto se combinó con el uso de una cámara portable colgada en el pecho durante seis sesiones no consecutivas de 24 horas.


Una de las personas participantes en el estudio, con la cámara portable y el medidor de contaminación del aire.

Aproximadamente, la cámara tomaba una fotografía cada 35 segundos y recogió un total de más de 286.000 imágenes. Nuestro equipo se encargó de categorizar las localizaciones y las actividades que aparecían en cada imagen.

En el caso de las mujeres, los conceptos visuales que más mostraron las fotografías fueron la presencia en la cocina, con algunos desplazamientos en la carretera. Para los hombres, los más frecuentes fueron los desplazamientos en la carretera y las comidas, y algunos también pasaron varias horas en el trabajo (oficinas, tiendas e industrias).

Los resultados mostraron que los hombres tenían una exposición media diaria a las partículas PM 2,5 ligeramente más alta (43 microgramos/m3) en comparación con las mujeres (39 microgramos/m3), ambos muy por encima de los valores máximos seguros recomendados por la Organización Mundial de la Salud (10 microgramos/m3).

De hecho, los hombres tenían exposiciones más altas para la mayoría de los conceptos visuales analizados, incluidos los relacionados con la cocina, donde se usa combustible de biomasa. Esto se puede explicar porque aunque los hombres no cocinen activamente, pasan tiempo en este microambiente cuando se cocina, por ejemplo, inmediatamente antes de la hora de la comida, mientras que las mujeres también pasan tiempo en la cocina cuando no se está cocinando.

Los conceptos visuales con más niveles de contaminación para ambos sexos fueron fumar, cocinar con biomasa, el fuego —llamas visibles o humo— y la presencia en la cocina.

Los resultados que hemos encontrado indican que las cámaras portables identificaron una amplia gama de actividades y la localización de exposición a la contaminación del aire que son difíciles de conocer con otras metodologías. Hemos visto que las cámaras portables son particularmente útiles para conocer los microambientes que generan las exposiciones más altas.

Referencia del estudio:

Salmon M, Milà C, Bhogadi S, Addanki S, Madhira P, Muddepaka N, Mora A, Sanchez M, Kinra S, Sreekanth V, Doherty A, Marshall JD, Tonne C. Wearable camera-derived microenvironments in relation to personal exposure to PM2.5. Environ Int. 2018 May 17;117:300-307. doi: 10.1016/j.envint.2018.05.021. [Epub ahead of print]

Compartir

2

Categoría:

Archivo: 2018 2018 » Junio

Post Relacionado:

NewsLetters
El-artico-se-rompe

CosmoCaixa, donde la ciencia se convierte en experiencia

con la colaboración de

Associació Catalana de Comunicació Científica